“Incumplimiento de Minsalud e Invima pone en riesgo la salud de los pacientes”

252

Pacientes Colombia, movimiento que reúne a 198 organizaciones de pacientes, expresó su preocupación por el incumplimiento del Invima y del Ministerio de Salud y Protección Social en relación con los plazos establecidos en el plan de contingencia ordenado por el Tribunal Administrativo de Cundinamarca para mitigar la escasez de medicamentos en el país.

Según el Invima, el 18% del total de la propuesta corresponde a procedimientos que implican una alta complejidad en su evaluación, lo que deja en evidencia que en el plan presentado por la entidad no se priorizaron las gestiones más relevantes que tienen un impacto en la calidad de vida de los pacientes.

En el corto plazo, la gestión se concentró únicamente en resolver volumen de trámites. Sumado esto, a mediano plazo, el Invima se comprometió a resolver modificaciones de mayor complejidad y el 50% de los registros sanitarios de medicamentos nuevos importados.

Sin embargo, aún está pendiente el cumplimiento del 25 % de la meta definida para esta etapa. De los 5.831 trámites que debían ser evacuados, solo 4.360 fueron gestionados, evidenciando también un incumplimiento del 25%.

“La falta de gestión del Invima nos está afectando en grandes proporciones, no solo exacerba la situación de escasez de medicamentos en el país, sino que deja sin resolver tramites de tratamientos que los pacientes llevamos esperando años para enfermedades huérfanas, raras, cáncer, diabetes, cardiovasculares, entre otras”, expresó Denis Silva, vocero de Pacientes Colombia.

Para los pacientes, el incumplimiento en los plazos del plan propuesto por el Invima tiene un impacto directo en la disponibilidad de medicamentos, lo que agudiza la escasez que se viene presentando en el país. Según información del portal datosabiertos.gov, entre enero y abril de 2024, se expidieron solamente 111 registros sanitarios de medicamentos, de los cuales sólo 5 fueron de nuevas moléculas.

Finalmente, Pacientes Colombia hace un llamado al Invima y al Ministerio de Salud y Protección Social a cumplir con los tiempos estipulados, pues la escasez de medicamentos en el país genera consecuencias negativas en los colombianos, como la interrupción de tratamientos, el acceso a medicinas y un mayor riesgo de hospitalización, lo que se puede traducir en pérdida de vidas.