Una fuerte razón para no evitar las pausas activas: le ayudan a su cerebro

217

Moverse mientras se trabaja, realizar las pausas activas y/o utilizar una estación de trabajo como un escritorio de pie, mejora la cognición mental sin reducir el rendimiento laboral, según un estudio de Clínica Mayo publicado en la Revista de la Asociación Americana del Corazón en el cual se resalta que por el contrario, el sedentarismo prolongado aumenta el riesgo de sufrir enfermedades crónicas.

“Según nuestros resultados, es factible combinar el movimiento con el trabajo de oficina que antes se realizaba durante largos períodos mientras se permanecía sentado. Las pausas activas y las estaciones de trabajo activas que consisten en tener puestos de trabajo que permiten mayor movimiento como tener un escritorio de pie, pueden ofrecer una forma de mejorar sustancialmente el rendimiento cognitivo y la salud en general, simplemente al ejercitarse en el trabajo”, afirma el autor principal, el Dr. Francisco Lopez-Jimenez, cardiólogo preventivo de Clínica Mayo.

En la investigación se evaluaron cuatro entornos de oficina durante cuatro días consecutivos entre los entornos se incluyó una estación fija o para sentarse el primer día, seguida de tres estaciones de trabajo activas (para estar de pie, caminar o usar una escaladora) en un orden aleatorio. Los investigadores analizaron la función neurocognitiva de los participantes en función de 11 evaluaciones en las que se valoraban el razonamiento, la memoria a corto plazo y la concentración. La motricidad fina se evaluó mediante una prueba de velocidad de mecanografía en línea y otras pruebas. 

El funcionamiento cerebral de los participantes que utilizaron las estaciones de trabajo activas mejoró o se mantuvo igual. Su velocidad de escritura solo disminuía un poco y la precisión no se veía afectada. Los resultados del estudio revelaron una mejora de las puntuaciones de razonamiento al estar de pie, caminar o subir y bajar de la escaladora en comparación con cuando se está sentado. 

“Los trabajadores de oficina pueden pasar gran parte de su jornada laboral de ocho horas sentados ante la pantalla y el teclado de una computadora. Según estas conclusiones, hay más formas de llevar a cabo ese trabajo sin dejar de lado la productividad y la agudeza mental. No estaría de más analizar la posibilidad de incluir una estación de trabajo activa en la receta médica para la prevención y el tratamiento de afecciones como la obesidad, las enfermedades cardiovasculares y la diabetes”, agrega el Dr. Lopez-Jimenez.