La desinformación, un actor que contamina la campaña electoral mexicana

280
Unos devotos de la Virgen de Guadalupe, reunidos para una misa en su Basílica en Ciudad de México el 25 de mayo de 2024 (Rodrigo Oropeza)

¿Quiere Claudia Sheinbaum, de origen judío, cerrar la Basílica de Guadalupe? ¿Xóchitl Gálvez propone eliminar subsidios? La desinformación en México contamina el debate en las redes sociales y siembra dudas sobre el proceso electoral.

Los comicios presidenciales del domingo entrante no se disputan sólo en las calles, también en internet, al que tienen acceso 93 millones de mexicanos. Allí, simpatizantes de las dos coaliciones favoritas en las encuestas mantienen un ferviente fuego cruzado, muchas veces basado en falsedades.

En reiteradas ocasiones la candidata del bloque opositor, Xóchitl Gálvez, es acusada de proponer la eliminación de programas sociales, pieza fundamental de la política del presidente izquierdista Andrés Manuel López Obrador, aunque respaldándose en videos antiguos o sacados de contexto.

Mientras tanto, Claudia Sheinbaum, de la coalición oficialista, es señalada de querer eliminar la propiedad privada, confundiendo una propuesta presentada años atrás por oenegés y que no está incluida en su plan de gobierno. Así como tampoco se encuentran en su programa iniciativas como la circuncisión obligatoria ni el cierre de la Basílica de Guadalupe para convertirla en un museo.

Estos ataques “rebajan mucho el debate político” e incluso “pueden tener un efecto contrario al generar una especie de estado de confusión”, falta de confianza en las candidaturas y desincentivar el voto, señaló Felipe López Veneroni, analista político y profesor investigador de la Facultad de Ciencias Políticas y Sociales de la UNAM.

El discurso de odio hacia los candidatos, agregó, antepone “una narrativa completamente irracional y emotiva, que mueve más por el miedo que por la claridad de las propuestas”. Así, la desinformación reafirma “prejuicios que mucha gente ya tiene, creen lo que quieren creer”.

– Discursos de agresión –

“La botarga no terminó la carrera” o “siempre fue ‘porra’ (revoltosa), nadie la recuerda”, aseguran usuarios que acusan tanto a Gálvez como a Sheinbaum de haber mentido sobre sus títulos universitarios. Una narrativa que intenta minar la capacidad de gobernar de la que debe convertirse en la primera presidenta mujer de México.

Estas afirmaciones y agresiones presentan a las “candidatas como débiles, incompetentes o incapaces de liderar”, señaló Friné Salguero, directora ejecutiva del Instituto de Liderazgo Simone de Beauvoir. Con ello, “se busca excluir y disuadir a las mujeres que participan en el ámbito político. Lastimosamente es un reflejo de la sociedad mexicana”, dijo.

Los desinformadores también han apuntado a los inmigrantes, a quienes acusan de ser comprados mediante ayudas sociales para votar por Sheinbaum. “Cubanos, centroamericanos y de otros países cobrando las becas que el gobierno federal les regala de nuestros impuestos, preparando el fraude electoral 2024”, advierten.

Sin embargo, solo 83.000 migrantes naturalizados en este y en gobiernos anteriores podrán votar ya que forman parte de los 99 millones de inscritos en la lista electoral.

El Instituto Nacional Electoral (INE) ha debido aclarar que no otorga credenciales para votar a extranjeros que no hayan sido nacionalizados. “La credencial es sólo para ciudadanas y ciudadanos mexicanos”, explicó a la AFP un vocero del organismo.

– “Muy grave” –

Las acusaciones de fraude y las dudas en torno a un proceso electoral suelen ser moneda corriente en redes sociales.

De hecho, a pocos días de los comicios los usuarios siguen confundidos por tergiversaciones sobre cómo deben marcar el tarjetón, o se preguntan si los lapiceros otorgados por el INE se borran con calor.

Martha Tudón, oficial de Derechos Digitales de la oenegé Artículo 19, aseguró que este tipo de desinformación tiene la capacidad de afectar el voto y el rumbo de las elecciones.

“Puede ser muy grave en lugares donde no tengan acceso a internet completo, donde personas solamente tengan acceso a WhatsApp y Facebook” y no puedan verificar lo que les llega, señaló.

El 61% de los mexicanos se informa a través de redes sociales, según un estudio divulgado por Unesco en noviembre de 2023.

A pesar de lo que circula, ni el sufragio es anulado por votar individualmente a candidatos en coalición, ni es borrable la pluma brindada por el INE, como verificó el equipo de la AFP.

Anella RETA en Montevideo

Yahoo Noticias Agencia AFP