Pecai: refugio gastronómico en donde la magia se cocina en horno de leña

290

Rionegro, mayo de 2024. Desde tiempos ancestrales, el fuego ha sido un elemento fundamental en la cocina. Entre los métodos de cocción que aprovechan al máximo el poder del fuego, destaca el horno de leña, una técnica culinaria que lejos de ser obsoleta, goza de gran vigencia en la actualidad, cautivando a los paladares más exigentes con su magia y tradición.

El horno de leña aporta un sabor inigualable a los alimentos. La cocción lenta y uniforme que impregna los ingredientes de un aroma ahumado y una textura especial. Este es el corazón de Pecai,un restaurante que late al ritmo del fuego y cuya propuesta gastronómica, inspirada en la tradición del horno de leña, transforma ingredientes ancestrales en platos que rinden homenaje a la cultura culinaria colombiana, americana e italiana.

El menú del Restaurante Pecai se compone de una selección de pizzas, paninis, panecooks, lasagnas, hamburguesas, perros calientes, costillas al horno, bombones de pollo, paillard. Su carta ofrece opciones saludables como la Ensalada Caprese, una explosión de frescura con tomates sin piel, queso bocconcini, mix de lechugas, hojas de albahaca, jamón serrano y una exquisita vinagreta de panela con limón mandarino y salsa pesto.

Con presencia física en el hotel Movich Las Lomas de Rionegro, los apasionados de la gastronomía pueden encontrar el sabor de Pecai a domicilio en ciudades como Bogotá, Medellín, Cali, Barranquilla y Pereira.

“Su esencia radica en la fusión de tradición e innovación, donde el sabor a fuego lento del horno de leña se convierte en el protagonista. En Pecai, tenemos una oferta gastronómica artesanal y moderna, un completo placer culinario” asegura Laura Quintana, vicepresidente Comercial de Movich Hotels.

Ubicado a solo 500 metros de la Glorieta del Aeropuerto José María Córdova en la Vía Rionegro, Pecai, emerge como un refugio culinario que deleita los sentidos y atesora momentos inolvidables rodeados tanto de naturaleza como de aire fresco, estos espacios brindan la oportunidad perfecta para desconectarse del día a día y crear momentos increíbles junto a las personas más queridas. Visitar un restaurante campestre es un regalo para los sentidos.

Las zonas verdes lo convierten en un escenario campestre ideal para todos, el lugar perfecto para disfrutar en familia, amigos y en compañía de las mascotas. Amplias instalaciones, estacionamiento gratuito y privado, zonas de picnic, espacios para liberarse de la rutina y una pista de Agility para perros, hacen de este restaurante un verdadero paraíso pet-friendly.